domingo, 1 de abril de 2012

Phoenix Wright: Justice for All


Phoenix Wright, uno de los mejores personajes que se ha creado en años y probablemente el mejor que ha hecho Capcom. Su segunda aventura es un paso atrás con respecto a la primera, pero igualmente se respeta el sentido del humor de la saga, que es sin duda lo que hace de ella una de las más decentes para la Nintendo DS.



Cuando jugué al Phoenix Wright, al primero, me encontré con un nuevo género de videojuegos. La novela gráfica que lo llaman, que consiste prácticamente en ir leyendo e interactuar en determinados momentos puntuales. La verdad es que ahora que he jugado a varias, Phoenix Wright no me parece la que define el género como tal, porque su interactividad es superior a la de muchas otras.

Phoenix Wright: Ace Attorney, fue el primer juego lanzado para la DS de este “simulador de juicios”. Por lo que tengo entendido es un remake del juego que salió en Japón para la Game Boy Advance (¿o era incluso anterior?), y que aprovechaba la llegada de la DS para dar el salto al mundo. El juego era similar a su original, y por ello no utilizaba ninguna de las funciones de la DS. Sin embargo, dicho juega incluía un último caso nuevo donde se daba el salto a la nueva generación de portátil, y podíamos revisar las pruebas y encontrar en ellas mediante una inspección mucho más profunda lo que necesitábamos para los casos. Podías hacer lo típico de examinar las pruebas en 3D para encontrar matices en tus objetos de inventario. Lo mismo pasaba con los juicios y todo en general, se adaptó a las posibilidades de la consola, como muestra de lo que podía ser Phoenix Wright.

Justice is lost, justice is raped, justice is gone!

Así que, el pequeño paso atrás que menciono se debe principalmente a dos cosas, y la primera de ellas está relacionada con esto. Después de haber jugado el último caso “bonus” del primero, esperas que el Justice for All tenga esa tecnología durante todo el juego. No estamos, al menos que yo sepa, ante el remake de otro que saliera en Japón, por lo que era lógico pensar que iban a aprovechar las capacidades de la DS para hacer un juego bastante más espectacular. Nos encontramos con cuatro casos que tienen la misma estructura y funcionan de la misma manera que los del primer juego, sin ninguna novedad.

La segunda de las razones es que, aunque se mantiene el tono de la primera aventura, no hay un caso que te meta de lleno en él como ocurría con el asunto de Edgeworth en el primero. Aquel caso era muy bueno, y si no me equivoco en la película que vamos a ver de Takashi Miike nos vamos a encontrar con él. Aquí, sí, tenemos algún caso donde los protagonistas se ven involucrados de más, pero nada que ver con aquella mítica batalla con Von Karma.

Curioso, pero cada vez le tengo menos ganas

El juego utiliza personajes del primero para ganar en amor, pero alguno, como la señora Oldbag son insoportables. Franziska Von Karma se estrena en el juego, y aunque no me gustó nada al principio (demasiadas interrupciones con latigazos) me acabó gustando muy cerca ya del final. Pearls, otra mini Maya, también se une al pintoresco grupo de personajes del mundillo.


Por fortuna, y como dije antes, el sentido del humor sigue siendo la principal arma del juego, y Capcom lo ha sabido llevar muy bien nuevamente. Como juego, tiene algún que otro fallo a la hora de presentar ciertas pruebas, que bien podrían encajar con lo que se te demanda pero que el juego estima que todavía no es el momento oportuno para sacarlas. Desde luego es mejor que la basura de L.A. Noire en los temas que comparten, pero tiene más fallos de este tipo que el primero.

Espero que, en el siguiente que no he jugado aún, pueda decir aquello de que han conseguido aprovechar mucho más la DS. O bueno, por lo menos que me cambien la interfaz… que pueda aunque sea verlo como un juego distinto. Ya os contaré.

PUNTUACIÓN: 2
PUNTUACIÓN
6.5

7 comentarios :

  1. A mí todos ellos me parecieron buenos, pero claro, soy más conformista XD
    Mi favorito, irónicamente, es el cuarto, el de Apollo Justice. No sé porqué. El primero de Phoenix me encantó y ahora me están dando ganas de jugarlos de nuevo e_e

    ResponderEliminar
  2. Bueno, siento decirte que los tres primeros juegos SÍ son remakes de los originales de Game Boy Advance, por lo que en ninguno encontrarás ninguna novedad espectacular (la principal fue verlo traducido en Occidente) y sólo el primero incluye la novedad de examinar las pruebas en 3D, aunque esto sí se verá más tarde en la cuarta parte: Apollo Justice (Que comparte el mismo universo y planteamiento, pero despídete del 96% de los personajes de siempre), que lo aprovecha completamente, aunque personalmente me parece muy inferior a la trilogía original.

    Me encantan estos juegos, y aunque el primero fue el que más me sorprendió, el segundo también me encantó y quizá mi favorito sea el tercero, por ser el más largo y con una historia mejor hilada, aunque haya un caso insoportable de por medio (tiene cinco, y ninguno es extra).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya... bueno, entonces ya se a lo que atenerme en el tercero xD. Supongo que lo de que sean remakes les quita culpa, pero aun asi podrian haberse currado un remake mas... tecnologico xD.

      Le tengo muchas ganas al Apollo Justice, pero seguire el orden de la saga ^^

      Eliminar
  3. Ahora me dan ganas de seguir jugando (pero sabes que no lo haré).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tu es que eres muy de ganetas y luego na de na

      Eliminar
    2. Boh, qué paaaun, boh, que paaaaun, boh que paaaaun ♪

      Eliminar
    3. Pos si ni grabaste, es como si no hubieras jugado. No puedes demostrarlo (esto es un caso del Phoenix Wright)

      Eliminar