domingo, 5 de agosto de 2012

Alien Breed: Impact

Alien Breed: Impact es un juego bastante mediocre que ya de por sí nada en un género que no es que atraiga precisamente a las masas. Es el juego típico por excelencia que nadie es capaz de odiar (hombre, a menos que te gusten los Imagina Ser solamente) pero que absolutamente nadie te lo mencionará como su juego favorito.

La portada ya tiene un tufo raro

Alien Breed: Impact es el primer capítulo de una trilogía, y presenta una historia que a mí me importó lo mismo que la política interior de Mongolia. Lo único que puedo decir de la historia es que la forma de contarla no está mal, con introducciones en formato cómic que no es que sean gran cosa pero por lo menos son algo diferente. De lo que ocurre ni me preguntéis, pero vamos, bichos, marines, generadores apagados y lanzaderas desconectadas.

Pues el Ishimura de toda la vida de Dios, lo de siempre

Es un juego de acción que se divide en cinco míseros niveles (no más de seis horas como mucho) donde debemos ir cumpliendo las órdenes que nos da una señorita, de la cual por supuesto no recuerdo el nombre, y que sólo se dedica a mandarte a la muerte cada dos por tres mientras ella te ve por una pantallita y bebe su refresco. El juego es todo el rato igual en este aspecto, te mandan a un sitio, está cerrado (bien por fuga de gas tóxico, incendio o porque no tienes la llave), vas a por la llave o computadora para desbloquear la entrada y accedes a donde ibas en principio para encontrarte con el siguiente problema que no te permite acceder. Para colmo es a veces fácil perderse, y aunque contamos con un mapa es bastante inútil.

Es obvio que durante el camino nos iremos encontrando con unas criaturas del tipo Starship Troopers (no van armadas, tienen mente colmena y parecen insectos gigantes que echan sangre verde a raudales) que nos tenderán emboscadas cada dos por tres. Salen de debajo del suelo, de los conductos de ventilación (menos espectacular que en Dead Space, por supuesto) y siempre delante y detrás de ti, de manera que no es fácil salir ileso de una de las emboscadas. La variedad de enemigos es la justa y necesaria.

Masacre 1.0

Contamos con varias armas para defendernos, si no cuento mal un total de seis. Una pistola de balas infinitas, un rifle de asalto clásico que hace un sonido muy chulo como sólo un rifle de asalto del espacio sabe hacer, una escopeta menos letal de lo que debería, un lanzallamas ideal para destruir huevos, una pistola laser que rebota en las paredes y una especie de railgun potente pero lenta. La munición está muy bien repartida, y debemos ser cautelosos y no despilfarrar porque es bastante valiosa.

Las armas son mejorables en los terminales de compra y venta de ítems. Únicamente podemos introducir un módulo de mejora para cada arma, que puede ser mejorar la cadencia, la velocidad de recarga o el daño del arma (¿existira alguna persona que no coja la tercera?). Podemos comprar munición en dichos terminales (si vais en plan ahorrativo no hace falta) y botiquines además de otros objetos ofensivos como granadas o defensivos como armaduras. Por cierto, las granadas son asquerosas. Nuestro protagonista las suele dejar caer y, como no corras para atrás, te la comes de lleno, quitándote mucha vida.

Aquí huele a forro

El juego se desarrolla en vista isométrica la mayor parte del tiempo. Podemos girar la cámara con el ratón (bastante incómodo, porque también nos sirve para apuntar) o con las letras Q y E (configurable), sistema que funciona aunque nos cuesta hacernos a él. Hay ocasiones donde la cámara se posiciona de determinada manera para añadir dramatismo a la escena. En cualquier caso la cámara no constituye un punto negativo para el juego. Es mejorable, pero no es mala.


Alien Breed: Impact es un juego sumamente repetitivo. Además de por cómo se desarrolla lo es porque los cinco niveles que componen el juego se ven prácticamente iguales. Únicamente cuando nos acercamos al final vemos cambios estéticos más dignos de lo habitual. Al principio el juego entra por los ojos. La principal razón es que no hay muchos juegos con lo que compararlo. Shadowgrounds es un buen juego, pero a nivel técnico Alien Breed es muy superior. El caso es que cuando te acomodas los ojos a Alien Breed, lo cual ocurre pronto porque no es ninguna maravilla técnica, lo ves todo igual.

Se agradecen por tanto aquellas pocas partes en las que pasa algo distinto, como aguantar un determinado tiempo hasta que se abren unas puertas o salir al exterior con un traje especial que debemos ir recargando de oxígeno en cada terminal.

A lo Giger

Otro punto muy negativo (pero que mucho), algo que parece una tontería pero es un auténtico coñazo, es el hecho de que todos los niveles explotan continuamente. Al principio vale, todo tiembla y explota y es incómodo, pero tienes la fe de que la cosa se tranquilizará y que es sólo cuestión del inicio frenético que quieren darle para engancharte. Imaginaos un juego donde se producen explosiones periódicas cada siete segundos que hacen temblar la pantalla y que te acompañan durante todo el maldito juego. Acabas mareado incluso. No es porque avances y te las encuentres, simplemente salen, aunque te quedes parado, no hay momento de descanso alguno y no te dejan ni apreciar los gráficos, que no son malos.

Masacre 2.0

A primera vista Alien Breed: Impact es un juego divertido. Nunca llega a ser la leche ni nada por el estilo pero tiene su encanto, principalmente por su vista. Luego no sé decir la razón por la que todo va a peor, pero el caso es que ocurre. A ver, que tampoco va a mucho peor, es sólo que lo que se te ofrece durante la primera media hora de juego es lo que vas a tener para el resto de partida, sin mayor sorpresa. No es mal juego, y ni siquiera soy capaz de decir uno mejor en su género (Alien Swarm lo obviamos, que es más un mod que otra cosa), pero no es que vaya a dejarte con la boca abierta. Tampoco lo pretende, y no hay más que verlo en su historia, absolutamente plana y sin interés. Lo cierto es que el hecho de que sea tan corto no juega ni mucho menos en su contra. Encima es de Team17 y no sale una maldita Banana Bomb.

Si no hay un jardín dentro de la nave, no es GOTY
5.5

4 comentarios :

  1. Fue GOTY este juego?

    Y conforme lo has escrito todo, parecía que este juego era el Dead Space o algo. ¿Tanto se parecen en realidad?

    Por cierto, detallazo lo de "aquí huele a forro" XDDD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No fue GOTY no, pero es imposible que lo sea si no tiene jardin xDD

      Se parecen justo en lo que digo, que te salen por conductos y que parece una nave fantasma, pero vamos, es como decir que Terminator se parece a Salvar al Soldado Ryan porque llevan armas xD

      Tengo ganas de comer forro, no creas que no U_U

      Eliminar
  2. Pues tal y como lo comentas, parece que es tan sosete que ni se puede ganar tu respeto por lo malo que es; como si fuera malo hasta en ser un juego malo. ¿Cinco niveles? No me llama nada de nada. Al principio y al final dices que no está mal, pero por el resto de comentarios me hubiera quedado con que era un juego bastante malo de no ser por esos dos recordatorios XDD.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ganarse mi respeto es de lo peor que le puede pasar a un juego en esta vida xDDD.

      Lo bueno es que es tan corto que, aunque no te llame, no es que pierdas tampoco el tiempo... Voy a empezar el 2 casi que ya a ver que tal, pero va a ser igual xD

      Eliminar