domingo, 30 de diciembre de 2012

PRM - Lo meJor del año: Nominados

MEJOR JUEGO DE PC


El mejor juego de PC se basa en todos los juegos que he jugado durante este año, independientemente de si han sido publicados o no en 2012. Una encarnizada batalla que mezcla lo mejor de este año con, en muchas ocasiones, los mejores de años anteriores. Estos son los nominados:

BATMAN: ARKHAM CITY: Iluso todo aquel que creyera que Arkham Asylum era insuperable. Si bien entiendo que muchos sigan prefiriendo el primero, Arkham City cuenta con el privilegio de haber conseguido estar como mínimo a la altura. A pesar de que le cueste entrar, una vez lo hace es imposible salir de él. Su jugabilidad tiene buena parte de culpa, y los extras que rodean al juego dan para una burrada de horas. De lo mejor de la generación.

BORDERLANDS 2: Obviamente las razones para su nominación son las mismas que para GOTY 2012. Un juego que propone tantas horas de diversión y de tanta calidad hacen de él un clásico instantáneo. Dudo mucho que dentro de unos meses cambie la opinión que tengo de él como me pasó con algunos juegos que me encantaron pero con el tiempo acabé casi olvidando.

UNREAL: Uno de los mejores FPS de la historia. Rejugarlo en el 2012 ha sido volver a sentir la magnitud de su obra. No hay aspecto del juego que quedara en un segundo plano, y buena prueba de ello es que desde su lanzamiento en 1998 no se ha visto mermado en calidad. Unreal sigue imponiendo casi como la primera vez que se jugó hace ya 14 años.

DARKSIDERS: En mi mente un clon del God of War machacabotones, hasta que lo jugué y me encontré con el metroidvania que realmente es. Un Zelda para los que no casan con Nintendo. Darksiders es un juego muy completo, y que a la misma vez no tiene vergüenza alguna a la hora de copiar lo mejor de cada uno de los juegos que han marcado las últimas generaciones. Una sorpresa muy satisfactoria.

MEJOR JUEGO DE MEGA DRIVE


Alguno se dará cuenta de que tan sólo he jugado a tres juegos, los cuales son los nominados, pero tengo casi seguro que los tres podrían aparecer en la lista de mejor juego de todo el catálogo de Mega Drive. Este año intentaré dedicarle más horas a una de mis consolas más favoritas de todos los tiempos (y a la que más caña le he metido). Aquí los nominados:

THE REVENGE OF SHINOBI: La primera vez que lo jugé venía en un pack con Streets of Rage y otro más que no recuerdo. De hecho ahora tengo dudas de si venía con el Streets of Rage. En cualquier caso, eso sí que eran bundles. Bueno, juegazo con unos gráficos impropios de 1989. Acción y ninjas junto a unas cuantos infracciones del copyright, pero que te permitían luchar contra un Terminator, Spiderman, Batman y alguno que otro más. Por desgracia en él también se encuentra una de mis némesis de los videojuegos, ese salto cafre en los muelles que mencionaba en el análisis.

SPLATTERHOUSE 2: Tan solo lo caté un poco en su día, pero no fue hasta este año cuando me propuse a jugarlo. Una dificultad demoníaca contrarrestada con continuaciones infinitas. Un clásico vivo y uno de los estandartes de la era 16 Bit.

CASTLEVANIA: BLOODLINES: El único Castlevania que vio la luz en Mega Drive, y un tapado bastante considerable de toda la saga. Además de que no había otro juego de Castlevania, tampoco existe un juego en todo el catálogo de Mega Drive que aporte algo parecido y al nivel que lo hace este Bloodlines.

MEJOR JUEGO DE NINTENDO DS


Teniendo en cuenta la sobredosis de títulos que hay, alcanzar los nominados, como pasara en PC, ya es un auténtico logro. La Nintendo DS ha llenado horas y horas de mi vida videojueguil y ha compartido sobre todo muchas de mis noches, en ese momento previo al sueño. En los nominados un poco de todo, y no por haber querido ser variado:

THE WORLD ENDS WITH YOU: Una referencia del catálogo de Nintendo DS. Si hay un juego que tenga todo lo que se le puede pedir a un juego de la portátil de Nintendo éste lo tiene. Su uso del hardware de la propia consola dan como resultado un juego absolutamente creado para la gloria y exclusividad de Nintendo DS. Más allá de eso, su jugabilidad es única, y esa vertiente Pokémon de "hazte con todos" que se da con los pins no hacen más que agrandar la figura de un juego que deberíais como mínimo probar.

PICROSS 3D: Tanto Picross como Picross 3D son los únicos juegos que no extrañaría ver en una entrega de premios de lo mejor del año. Hacer a estas alturas un juego de puzzles, que además sea única y exclusivamente de puzzles sin estar entremezclado con nada más, y que tenga ese buen gusto y ese nivel de adicción parecía absolutamente imposible.

GOLDEN SUN: DARK DAWN: Después de la decepción que me llevé con el segundo Golden Sun, no tenía mucha fe en Dark Dawn. Para colmo, salí en medio de este momento donde el JRPG vive en un permanente entierro, y lo poco que había visto de él parecía demasiado continuísta y poco atrevido. Cuando lo jugué mi percepción cambió por completo. Sí, no era una revolución ni mucho menos, pero era igualmente un juego muy sólido que perfeccionaba el sistema todo lo que podía y más. La historia y su diseño también jugaron un papel importante, convirtiéndolo en el mejor RPG puro que he jugado en Nintendo DS hasta la fecha.

HENRY HATSWORTH IN THE PUZZLING ADVENTURE: Cuyo análisis también está a la vuelta de la esquina ya que estoy muy cerca de terminarlo. Da igual que me falte algún nivel todavía, muy mal se tendría que poner la cosa para que no acabe encantado con el que probablemente sea el mejor juego de plataformas de la portátil. Su fluidez en absolutamente todo lo que hace y esa sobredosis de originalidad mezclando los puzzles con las plataformas gracias a la doble pantalla le elevan al olimpo de DS. No hay que quedarse en dicha originalidad, ya que como juego de plataformas, por sí solo, ya vale más que casi cualquier otro del género.

MAYOR SORPRESA


Sorpresa positiva, ya me entendéis. Aquellos juegos que he jugado sin mucha fe, o con una fe moderada, de esas veces en las que soy consciente de que me enfrento un poco a juegos de relleno. Juegos que han despertado algo en mí y que no esperaba iban a calar tan profundo. Los nominados:

LUIGI'S MANSION: Sabía que me enfrentaba a un juego grande, pero no esperaba encontrarme con algo así. Un juego bajo el sello de Nintendo, que además era la estrella del catálogo de la flamante nueva GameCube. La verdadera sorpresa está en su forma de juego, en encontrarnos ese survival horror con tanta personalidad.

DARKSIDERS: Esperarme un hack and slash rutinario desde que lo empecé a jugar para acabar encontrándome con una sensacional recopilación de géneros. Variado, único e irrepetible como muestra su segunda parte bastante más débil.

HUNTED: THE DEMON'S FORGE: Un poco como el Darksiders ya que esperaba algo más genérico de lo que luego realmente fue. Su multijugador cooperativo es impagable, pero la verdadera sorpresa está en la personalidad de su "reparto".

SPEC OPS: THE LINE: Un juego donde nada es lo que parece, tanto dentro del juego como lo que piensa el jugador de él. Aunque parezca el enésimo shooter genérico en tercera persona lleno de orgullo patrio americano tiene un montón de cosas que lo hacen diferente. De hecho, el mismo juego aprovecha ese prejuicio para bombardearte con él.

RETRO GAME CHALLENGE: Aunque pueda parecer que estamos ante una recopilación de juegos de Nintendo DS como tantas otras, Retro Game Challenge no tiene nada que ver con eso. Nos enfrentamos a un juego que con un toque de parodia nos muestra una especie de simulación de frikismo. Tan desconocido como bueno. Viva Arino.

GOTY 2012


El juego del año, el GOTY (Game of the Year), ese título por el que los juegos cada vez se obsesionan más. Esto es como el Balón de Oro para un futbolista o ganar un Oscar para una película. El mejor juego de 2012 va a ser la única categoría que tiene como protagonista a juegos de 2012.

MASS EFFECT 3Aunque todos los juegos que aparecen en esta categoría están más o menos cantados, probablemente Mass Effect 3 sea el más predecible. Mass Effect 3 es el cierre de una trilogía, probablemente la más trascendental argumentalmente que ha vivido el jugador común. Supone el fin de un ciclo, y aunque su final levantó más heridas que aplausos todo lo acontecido durante el juego es lo suficientemente épico, que es lo que la gente demandaba en todo momento. Su intensidad emocional es su gran arma para coronarse como juego del año.

DISHONORED: Uno de los esperados del año, que causó gran expectación desde que se empezó a dejar ver. Su jugabilidad es inimitable, y es un claro ejemplo de que, sin ser nada original, se pueden hacer todavía grandes juegos con grandes ideas. Un diseño fantástico que no se vio acompañado por unos gráficos muy decentes, pero que no tienen en el poder visual su objetivo. De lo más divertido y serio jugablemente del año.

SPEC OPS: THE LINE: Un juego que parece un clon de tantos otros, y que si te paras mucho a pensarlo así lo es. El hecho de que tengas que pararte a pensarlo y saltarte la increíble historia que tiene para verlo como uno más ya es una pista de que algo bien se hizo en Spec Ops: The Line. Acostumbrados a ver películas, juegos y cualquier cosa del género bélico, es el único que hizo que su historia calara, con una oscuridad y una profundidad muy lejana a lo que se podía pensar de él en un principio. Si no tienes referencia alguna sobre esto, te atrapará como si te enfrentaras a una emboscada sin chaleco antibalas.

BORDERLANDS 2: La locura hecha videojuego. La diversión más extrema que se puede alcanzar hasta la fecha. Borderlands 2 luce mejor cuanto más cafre se vuelve y cuanto más loco está el personaje que te da la misión. A día de hoy sigo jugándolo con una burrada de horas (lo miraría, pero la cifra pasa de los seis días ya) y eso en un FPS es algo muy meritorio. Uno de esos juegos que te podrías llevar a una isla desierta. Su análisis llegará inminentemente.

THE WALKING DEAD: El bombazo de Telltale dividido en sus cinco capítulos ha hecho que muchas veces nos olvidemos de que estamos ante un videojuego. Una historia sobre el ser humano como pocas veces se ha visto. Inmersión total en un mundo donde los zombies son algo puramente contextual. La evolución de las aventuras gráficas, una transición necesaria hacia un género distinto todavía por perfeccionar pero que tiene en The Walking Dead su mejor exponente hasta la fecha.

No hay comentarios :

Publicar un comentario