martes, 26 de agosto de 2014

Star Wars: The Force Unleashed

Uno de los cuatro juegos que salieron elegidos con vuestros votos en el último ¿A Qué Juego Quieres que Juegue? #6. Propuesto por la siempre adorable B., que siempre me propone juegos que me encantan.

Sith Edition



¡¡¡Menos hoy!!! Yo te maldigo, a ti y a toda tu estirpe atlética. Oh, B., era demasiado pegar un pelotazo como el que diste con The Cat Lady, juego que no conocía y que en cuanto empecé pasó a ser de mis favoritos instantáneos. De alguna manera el dios de los videojuegos (llamémosle Akira Yamaoka, por ponerle un nombre cualquiera) ha querido compensar tu buen hacer con un juego que me ha gustado entre poco y nada.

Un hack and slash ambientado en el universo Star Wars era cuestión de tiempo, y The Force Unleashed era la excusa perfecta para sacarlo. Las primeras impresiones son buenas, sobre todo al percatarnos de que por una vez somos el malo... y nos encanta. Luego la cosa se va amariconando más como era de esperar, pero puedes tomar el camino del lado oscuro que es sin duda el más atractivo del juego. Muerte y destrucción, caos, sables de luz rojos y marcas por todo el cuerpo que te hacen sentirte un malote dentro de un personaje anticarismático de rapado genérico.

A alguno se le caerán los huevos con el tutorial

Bien por el aspecto técnico del juego. Los gráficos, los diseños de los mundos y la banda sonora son sensacionales. El envoltorio en definitiva muy bien, y la primera impresión también. Ahora que la cosa va de trailers y pequeños videos gameplay por culpa del ya bastante pasado E3 hay que decir que Star Wars: The Force Unleashed es un juego que en su demo lograría captarte. El problema está a partir de la segunda hora de juego o así.

Decidme si no tengo razón

En ese momento pasamos de ser un sith que todos temen y que destruye todo con el poder de la fuerza como pocas veces habíamos pensado (quiero dejar muy claro que el uso de la fuerza está muy bien por si no se nota) a un mierda que es lo más débil y vulnerable que hemos visto en pantalla y que se arrastra por sobrevivir en orgías de batallas de disparos láser que no es capaz de desviar andando. Y es que nuestro querido protagonista es capaz de desviar un determinado número de disparos de manera automática, pero cuando el ratio de balas se incrementa nuestra única opción es protegernos con un botón que nos hace permanecer estáticos. Estaría bien esto si no fuera porque mientras que uno recarga otro ya te está disparando. Force Unleashed es como jugar a un juego que se cree que tienes un truco de invencibilidad activado cuando no es así.

¿Es un juego difícil? Todo parece indicar que sí, pero ni de coña, porque nuestra respuesta a eso es correr como una liebre usando nuestro botón de desplazamiento rápido. Así nos olvidamos de recoger experiencia y subir de nivel, lo cual es perjudicial, pero es muchas veces inevitable en batallas que están de antemano perdidas. La conclusión: si te tomas con calma Force Unleashed es muy probable que mueras mil veces y si intentas sobrevivir eligiendo tus batallas tendrás la sensación de que te estás dejando atrás medio juego.

Y también tiene horrendos QTE y batallas contra jefes

Cosas buenas también hay. El árbol de mejoras está bastante equilibrado y hay bastantes combos que se usan con facilidad. De todas formas de cuantas cosas hay en el sentido jugable brilla por encima el uso de la fuerza, que nos permite coger casi cualquier trozo de un escenario y arrojarlo a los enemigos o incluso chocar enemigos entre sí.

Pero nuevamente el juego falla aquí, y es que la cámara es todo lo opuesto a lo que cabría esperar de un juego que vio la luz en PC en 2009. No en el sentido de ser incómoda como pasaba en Soul Reaver o The Sands of Time sino en un sentido mucho más de jugabilidad. Se detectarán automáticamente las amenazas más cercanas y, al usar la fuerza el juego se fijará en ellas. El problema es que este sistema falla más que una escopeta de feria y puede que la cámara detecte como la amenaza más inminente a una roca en el suelo por delante de un soldado imperial que no para de dispararte a diez metros de ti. Es curioso también que la cámara no tome como referencia el punto donde está mirando el jugador, sino el punto a donde está mirando el personaje. Si vosotros tenéis la cámara centrada en una puerta pero vuestro personaje está mirando, digamos, a la izquierda, no podréis "activar" el poder de la fuerza para interactuar con dicha puerta u objeto. Esto lleva a numerosos problemas a la hora de detectar objetos arrojadizos y derivados.

Pero que la fuerza mola, repito

Así que Star Wars: Force Unleashed es un juego que funciona muy bien en estático: en fotos y en pequeños trailers. Yo fui el primero que se interesó por él y lo quiso jugar algún día, pero luego la cosa es muy decepcionante como también coincide la prensa especializada que lo masacró a trofeos virtuales de peor título del año y mayor decepción de la generación. ¿Probaré la segunda parte? Este juego hace cosas tan mal que tiene que mejorar por narices, así que puede que sí.

2 comentarios :

  1. que bacan! jajaja me ha gustado como le has dado con palo a uno de mis juegos favoritos, pero te doy la razon en lo que mencionas!
    es que como soy fanatico de star wars no soy objetivo, lo se! jejeje
    te sigo leyendo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenido por aquí, un placer *_*.

      Pues sí, igual me pasé un poco pero es que no me gustó nada! Con lo que disfruté el Jedi Academy por ejemplo y la saga Jedi Knight...

      Eliminar